6 formas de convertirse en un aliado del autismo

Autismo
Lectura de 5 minutos | 30 de marzo de 2022

Para una persona autista, el Mes de la aceptación del autismo puede ser un mes difícil. Son treinta días de lucha por hacerse oír por encima de las voces de las personas no autistas. Este año, en AssistiveWare queremos centrarnos en cómo puedes ser un mejor aliado de las personas autistas.

Ser un aliado significa diferentes cosas para diferentes personas. En general, aliarse significa apoyar a un grupo marginado de personas para que sean tratadas de forma equitativa y justa. También significa dejarles ser dueños de sus vidas. Ser un aliado no es una identidad que se pueda elegir para uno mismo; es un conjunto de acciones. Si eres un buen defensor de las personas autistas, ¡ellas mismas te considerarán un aliado!

Te presentamos 6 formas de convertirte en un aliado del autismo:

AAM22 BLOG DIVIDER 1

Escucha y aprende de personas autistas

Hay muchísima información sobre el autismo, y la mayoría proviene de personas no autistas (alistas). Siempre que puedas, procura que las personas autistas sean tu primera fuente de información, en especial las personas autistas que han estado en la misma situación que tú estás intentando conocer.

¡Esto incluye escuchar a las personas autistas de tu vida! Recuerda preguntarles lo que piensan y por qué hacen las cosas antes de buscar la respuesta en otra persona. Una persona autista que está aprendiendo a comunicarse con un lenguaje autogenerado necesita que tú también le dediques el mismo esfuerzo, puesto que está aprendiendo a comprender lo que comunica. Sé creativo, y ten presente que escuchar requiere tiempo.

AAM22 BLOG DIVIDER 2

Utiliza un lenguaje apropiado

Evita el lenguaje que trata el autismo o las discapacidades en general como una tragedia o una carga. Puedes hacer esto sustituyendo frases como “señales de alarma” por “rasgos” o “indicios”, y palabras como “déficits” y “retrasos” por “diferencias”. La comunidad de personas autistas aboga con frecuencia por un lenguaje que dé prioridad a la identidad (persona autista) en vez de a la persona (persona con autismo), porque no creemos que el autismo sea algo malo de lo que tengamos que distanciarnos.

Evita el lenguaje eufemístico o condescendiente como “personas con otras capacidades” o “especiales” (a menos que alguien se refiera a sí mismo de esa forma). La claridad y la franqueza son importantes para los autistas. El término “discapacidad” no está mal.

AAM22 BLOG DIVIDER 3

Toma acción en el mundo

Ser un aliado no es solo leer y escuchar. Hay que poner en práctica lo que se aprende.

¡Aprender todas estas cosas nuevas crea el deseo de difundirlas! Cuando lo hagas, asegúrate de dejar claro que no eres el experto. Las personas autistas son los expertos. El mundo cambiará en mayor medida si se da a los autistas puestos de responsabilidad.

Pregunta a las organizaciones locales cuántas personas autistas han dado su opinión sobre sus programas. Averigua qué cambios quieren los autistas en tu comunidad y ayuda a allanar el camino para conseguirlos. Que no te frene ser consciente de lo importante que es tu causa o de lo mucho que te queda por aprender.

AAM22 BLOG DIVIDER 4

Apoya a los usuarios de CAA autistas

Muchas personas autistas tienen motivos para utilizar la CAA. Algunos de nosotros somos no hablantes, otros tenemos un acceso poco fiable o intermitente al habla, y otros decimos cosas con el habla que no concuerdan con lo que realmente pensamos. Apoyar a las personas autistas significa abogar por el acceso a la CAA para todo el mundo, sin que haya ningún requisito previo de habilidades o déficits percibidos.

Al apoyar a un nuevo usuario de CAA, ¡sus rasgos autistas pueden beneficiar enormemente el aprendizaje de la CAA! Algunas personas tratan de hacer que un alumno autista siga reglas sociales neurotípicas. Estas personas pueden apoyarse en la técnica de coger la mano del alumno y guiarla para realizar una actividad, pueden dedicar mucho tiempo a los saludos y a otras palabras de interacción social o pueden intentar detener la autoestimulación del alumno. ¡No seas ese tipo de persona! Encuentra oportunidades de comunicación al rededor de intereses concretos. Consigue la participación del alumno mediante la adición de sus guiones hablados favoritos a los botones de la CAA. También puedes utilizar la autoestimulación para hablar del movimiento y las palabras de posición.

AAM22 BLOG DIVIDER 5

Busca una variedad de experiencias con personas autistas

Si solo escuchas las voces autistas a las que estás expuesto, estarás ignorando a una gran parte de la comunidad. Para escuchar a las personas autistas más marginadas, hay que buscar esas voces. Por ejemplo, puedes buscar autistas negros, autistas no hablantes, autistas con una discapacidad intelectual, autistas con grandes necesidades de apoyo y autistas con otras discapacidades coexistentes.

Cuando encuentres a estas personas, no las trates pasivamente como un recurso. Defiende que se les tenga en cuenta en la toma de decisiones, comparte su trabajo y tómate el tiempo de considerar incluso las cuestiones de las que no quieres hablar.

AAM22 BLOG DIVIDER 6

Celebra la existencia del autismo

El autismo conlleva desafíos y alegrías. La aceptación del autismo es algo más que aceptar la existencia de las personas autistas, ¡es celebrar su existencia! Ver el autismo no como un conjunto de retos, sino como un conjunto de experiencias compartidas, buenas y malas. No hay que esconderse de los retos. Simplemente no tienen que ser el centro de tus ideas sobre el autismo.

Puedes ver a un niño autista y reconocer al gran adulto autista en el que se convertirá. Ver a un adulto autista y reconocer que el mundo es mejor porque ellos están en él, porque contribuyen a la diversidad de perspectivas que hace que la humanidad sea tan maravillosa. Conoce el interés especial de alguien. Pídele a tu compañero de trabajo autista, sincero al hablar, que revise tu presentación, porque no se andará con rodeos. Establece relaciones de amistad genuinas y no condescendientes con personas autistas. Organiza una fiesta de estímulos (como un baile, pero sin que a nadie le importe cómo vas).

Ser un aliado del autismo es un viaje, y los viajes son siempre más agradables con compañía. Comparte lo que aprendes con otros, encuentra personas con ideas afines y emprendan juntos el camino de ser aliados.

¡Feliz Mes de la aceptación del autismo!